Un estilo de vida sedentario aumenta el riesgo de Ansiedad



Un estilo de vida sedentario está vinculado a consecuencias negativas para la salud, lo que puede llevar a muchas enfermedades. La rutina de estar sentado en una posición durante mucho tiempo no sólo debilita los músculos y obstaculiza la circulación de la sangre, sino que también aumenta el riesgo de enfermedades crónicas, como ataques al corazón, cáncer y obesidad. Los estudios han demostrado el sedentarismo prolongado, como por ejemplo, largas horas frente a la televisión o el trabajo, también puede tener un efecto negativo sobre la salud mental de un individuo.

un-estilo-de-vida-sedentario-aumenta-el-riesgo-de-ansiedad

De hecho, el “sedentarismo” se ha convertido ahora en una preocupación nacional en los Estados Unidos. Un estadounidense promedio pasa sentado 11 horas al día; como resultado directo de un estilo de vida sedentario, un tercio de los adultos estadounidenses sufren de obesidad con un mayor riesgo de ansiedad y depresión.

Muchos estudios han demostrado efectivamente que una posición sedentaria prolongada puede causar daño a la salud mental. Al igual que en el caso de otras partes del cuerpo, el cerebro también depende de la circulación sanguínea adecuada, buena oxigenación y un metabolismo óptimo para su correcto funcionamiento. Mover el cuerpo con mayor frecuencia asegura una mente sana y un cuerpo saludable.

El aumento de la actividad física puede frenar los síntomas de la ansiedad

Para establecer un vínculo entre largas horas de sedentarismo y la ansiedad, un grupo de científicos llevó a cabo un estudio sobre casi 9.000 mujeres australianas de entre 50 y 55 años durante un período de varios años. En el estudio de 2013, publicado en el American Journal of Preventive Medicine, los investigadores revelaron que las mujeres que llevaban una vida sedentaria por más de siete horas al día, tenían un 47 por ciento más de riesgo de desarrollar ansiedad y problemas relacionados con la depresión que las mujeres que permanecían sentadas por Cuatro horas o menos por día.



Además, las mujeres que nunca realizaron ninguna actividad física mostraron un enorme 99 por ciento de riesgo de desarrollar ansiedad y depresión que las mujeres que eran físicamente activas. Las mujeres de mediana edad eran más vulnerables a los problemas de salud mental, dijo el estudio. Sin embargo se encontró que  con el aumento de la actividad física, se elimina los síntomas existentes de ansiedad e incluso prevenir posibles síntomas futuros.

maneras-de-lidiar-con-el-estilo-de-vida-sedentario

Maneras de lidiar con el estilo de vida sedentario

A veces, incluso los cambios más pequeños en la rutina diaria pueden tener un efecto positivo en la mente y el cuerpo. Aquí hay algunos consejos para tratar la ansiedad relacionada con el sedentarismo:

  • Ir a dar un paseo rápido y experimentar la naturaleza (No hace falta correr; con solo caminar 30-45 minutos por dia es de gran ayuda. Pero es fundamental hacerlo con regularidad)
  • Evitando largas horas delante de la computadora
  • Estacionar el auto lejos de la oficina y caminar al trabajo
  • Tomar pequeños descansos en el trabajo
  • Caminar a los escritorios de los compañeros de trabajo para comunicarse
  • Evitar el uso excesivo de gadgets tecnológicos

Es importante identificar los factores de comportamiento que pueden estar relacionados con la ansiedad con el fin de desarrollar estrategias basadas en la evidencia para manejar los trastornos de ansiedad existentes o prevenir tales problemas en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*